27 de mayo de 2009

Un Hombre Libre...

y finalmente sucedió...



Varg Vikernes, "la bestia", "el salvaje", "el satánico", el único miembro de su banda, el que de joven solía jugar en los bosques de Noruega al Señor de los Anillos, el asesino solitario al que lo medios de comunicación estigmatizaron y catapultaron a la fama, al que el repudio social lo elevó al estatus de mártir para los fascistas del mundo, el chivo expiatorio de la sociedad conservadora de Europa de los noventa para todos sus males sociales; es hoy un hombre libre.

Mas los renegados tendrán que esperar otro lider que encabece la revolución: Vikernes ya no es (y tal vez nunca fue) el mártir de la purificación social: es ahora un devoto esposo y padre de familia que, justo como lo prometió, se irá a una granja a vivir lejos del ojo público...

Yo sé lo que muchos dirán: "este tipo es un animal, un fascista..." y tal vez tengan razón... pero su vida y su historia me han intrigado al grado de dedicarle 2 años de estudio y desarrollar mi tesis de maestría en torno a él y manejo de los medios de noruega de principios de los 90.

El Conde está libre. Veremos si la historia y sus sociedad cerrada lo vuelve a llamar para otra actuación especial...